"Esta técnica es la pecursora directa de lo que entendemos por fotografía moderna. El colodión húmedo requiere una preparación, requiere una paciencia... Una placa de colodión tiene una sensibilidad de 0,7 ISO. ¿Qué hace esto? Que el tiempo de exposición es mucho más largo. Y eso consigue para mí una cosa que es muy atractiva. Y es que la persona que se sienta delante de una cámara no puede estar manteniendo o presentando una máscara: la máscara que todos presentamos cuando posamos para una instantánea. Quizá se pierde un poco de espontaniedad pero se gana en autenticidad. En estos tiempos del usar y tirar, del consumo rápido, de la 'selfie' por la 'selfie', de la foto del plato de comida, que no censuro en absoluto, me parece fantástico pero muchas veces va en detrimento de la poca reflexión que hacemos ante el hecho fotográfico. Yo creo que procesos como éste, pero no solo éste, procesos alternativos que se están volviendo desde hace años a recuperar, contribuyen a poner en valor el hecho fotográfico o el producto fotográfico como un producto de arte, que es lo que es."

L’estudi s’anomena Señor Archer i està situat al número 15 del carrer de la Paloma. Alberto Gamazo ofereix als clients sessions fotogràfiques fetes amb la tècnica del col·lodió humit. Les plaques obtingudes amb aquest sistema tenen una sensibilitat a la llum molt baixa i això fa que el temps d’exposició sigui elevat. “Aquell que s’asseu davant la càmera li costa mantenir una màscara. Es perd una mica d’espontaneïtat però es guanya en autenticitat”, explica Gamazo. Les fotografies es plasmen sobre una placa d’alumini. Entre que es prepara la placa i s’obté el revelat final no passen més de deu minuts.